codigo qr

Generador de Códigos QR Codes

domingo, 26 de enero de 2014

Sant Boi, el neogótico en el psiquiátrico

NEOGÓTICO-PSIQUIÁTRICO DE SANT BOI
Érase una vez un tiempo en el que todas las virtudes héroicas y caballerescas estaban a la orden del día, un tiempo en el cual los ladrones volaban por los aires cual aviones, o moscardones, un tiempo de princesas de largos cabellos dorados como el oro desparramándose por las ventanas de la torre de un castillo donde estaban cautivos de maléficas brujas y de padres celosos, esperándo mirando ensoñadoramente la carta que su principe azul también rubio y de ojos azules les había escrito una mañana de marzo cuando estaba a punto de batirse en duelo final con su enemigo el miserable, deforme y rico preferido del padre de su amada de cabellos rubios cómo el sol y la miel. Este tiempo de relojes de arena y de sapos encantados, este tiempo dorado de áureas virtudes y no menos heroicos damas y caballeros, es el tiempo en el que se mira el NEOGÓTICO. Pasen y vean, señores, el gran espectáculo de la EDAD MEDIA!

Lanzarote, faro de la Punta Pechiguera

Al Suroeste de Lanzarote se encuentra el faro de Punta Pechiguera, frente a Fuerteventura, al final de la carretera desde el Timanfaya ; para llegar a él hay que atravesar clónicas urbanizaciones de casas de leve estilo lanzaroteño creadas ex-profeso para servir de cementerio de elefantes de los grandes señores sajones, que gracias a la elección de esta tierra extrema, seca y volcánica como el fin de sus días, permiten la existencia de un sistema turístico en teoría respetuoso con el medio ambiente ( gracias a la labor pionera de César Manrique) pero que, en estos últimos tiempos, se está descubriendo como otra de las maniobras atroces del capitalismo internacional para depredar y aprovecharse de lo que él  no genera. Se trata de vender lo que vas a destruir, y lo que no vas a cuidar ; de poner en el folleto turístico la imagen de la playa que tal vez cuando llegues ya no exista. En esta punta sur de Lanzarote, la basura esparcida por el descampado es la naturaleza muerta que nunca veremos en los folletos y póster de los destinos de vacaciones.

Lanzarote, paisaje de Timanfaya

La trampa de lo perfecto siempre está acechándonos;¿acaso es posible que nos emocionen cuatro manchas sobre un papel? ¿ cómo es que preferimos el viaje recordado y creado por el video al viaje vivido? El ser humano nunca es objetivo respecto de sí mismo, siempre tiene un relato, un estereotipo en mente, y cuando cuenta su historia lo hace desde el punto de vista favorable a su ¿ instinto de conservación?, tal vez nunca se sepa. La objetividad no es más que un espejismo del pensamiento, la trampa de lo perfecto. El hiperrealismo que tanto sorprende a los que valoran el trabajo, el tiempo, esos valores de la lógica capitalista,no es más que un engaño vanidoso de los que pretenden ser reconocidos como artesanos, magos ; da igual si utilizamos un bolígrafo o lápices de colores,una tableta digital o una lata de coca cola. A no ser que tratemos el arte como un circo,o un deporte, entonces sí que a lo mejor el más grande artista es aquel que esculpió el Taj Mahal en un grano de arroz.

Lanzarote, montañas de Timanfaya

Me sigo preguntando por el motivo por el cual intentamos retener el tiempo en una imagen estática o en movimiento, con y sin sonido, y cual es el efecto que estas creaciones producen en nosotros, sobre nuestras ideas. También pienso en la creciente moda de las imágenes 3D, en el cine con movimiento, en el intento de hacer vivir al espectador una experiencia multisensorial total, vieja idea de unir todas las artes presente, por ejemplo, en las óperas de Wagner. Al lado de todo esto, los dibujos parecen pobres, los hijos feos de la experiencia estética; aunque tal vez, como a los hijos feos, se les quiera más, porque les podemos dar algo.

Lanzarote, Timanfaya

Porque, a pesar o gracias al turismo que da vida a la gente de la isla, parece que solamente el viento pudiese perturbar la calma milenaria de estas dunas de todos los tonos de siena y pardos que puedan imaginarse, una celebración de la naturaleza inanimada, detenida en un instante para luego después seguir desarrollándose al margen de lo que los seres humanos, esta vez contempladores pasivos en vez de manipuladores, destructores de lo que contemplan, piensen o sientan. Las nubes proyectan sus sombras móviles sobre las dunas terrosas, moviéndose a gran velocidad sobre los guijarros.

Lanzarote, Timanfaya, río de lava

TIMANFAYA, RÍO DE LAVA
Porque estos campos de lava que miro en la pantalla de mi ordenador están así desde hace unos 300 años. Porque por muchas fotografías o dibujos o filmaciones que hagamos de esta naturaleza detenida tras la erupción, no podremos jamás reproducir lo que en realidad debió ser todo aquello, porque al caminar sobre estas colinas de lava me doy cuenta de que la tierra es un organismo vivo y que lo inanimado, las piedras, sólo lo son según nos lo planteemos. La vida es un soplo en el tiempo ; 300 o 3000 o 30000000, que más da para las piedras .

Lanzarote, paisaje del Timanfaya

Lápiz y acuarela sobre papel, DINA4
TIMANFAYA, LANZAROTE

5 años después de mi primera visita a la isla de Lanzarote, he podido comprobar que lo estaba sigue estando ; es decir, el parque nacional de Timanfaya sigue estando donde estaba,las rocas siguen siendo las mismas, las montañas conservan sus siluetas... Sin embargo , ¿ cómo puedo saberlo? ¿ a partir de las fotografías? ¿a partir de los dibujos ? ¿ podemos realmente retener el paso del tiempo en una imagen? ¿ porque hacemos fotografías o dibujos de los lugares que visitamos?¿ es para verlos mejor después, en una pantalla, impresos en un papel, en un relato de nuestro viaje?